2 jun. 2011

Un paseo por la literatura española del siglo XX (II)

Autores: Ikasleak


Pio Baroja, donostiarra universal
Imagen del blog Sibaritasgo

Corría el año 1904 y aquella tertulia, que había abierto el gallego Ramón Maria del Valle-Inclán en el Nuevo Café de Levante, hervía por las noches con la flor y nata de los intelectuales de la Generación del 98 y los artistas más significados, entre ellos Ignacio Zuloaga, Gutiérrez Solana, Santiago Rusiñól, Mateo Inurria, Chicharro, Beltrán, Masses o Rafael Penagos.

Y aquella tarde noche del 13 de mayo de 1904 el que sorprendió a todos los presentes fue Pío Baroja. Porque cuando se estaba hablando de los españoles y de las distintas clases de españoles, el novelista vasco sorprendió a todos y dijo:

“La verdad es que en España hay siete clases de españoles… son como los siete pecados capitales. A saber:

1) los que no saben;
2) los que no quieren saber;
3) los que odian el saber;
4) los que sufren por no saber;
5) los que aparentan que saben;
6) los que triunfan sin saber, y
7) los que viven gracias a que los demás no saben. Estos últimos
se llaman a sí mismos “políticos” y a veces hasta “intelectuales”.


Mario Vargas Llosa
Vargas Llosa introduce en sus argumentos momentos históricos que le han tocado vivir. Con el trasfondo de una historia de amor, aparecen los tumultuosos cambios políticos y sociales que se vivieron en la segunda mitad del siglo XX, en lugares como Lima, Londres, Japón o Madrid.

A pesar que en las entrevistas que concede cuando presenta una obra, quiere evitar las cuestiones de tipo político, el alguna ocasión acepta hablar de América Latina y contestó:

“No soy visionario, pero espero que América Latina no vuelva a los cuartelazos y a las dictaduras ni al populismo que empobrece más esos países”, indicando que tiene una visión preocupada que no pesimista de lo que está ocurriendo en el Cono Sur.

“Hay cosas que han empezado a ir mal, pero son casos aislados y la inmensa mayoría de los países mantienen unas democracias mejorables, pero al fin y al cabo, son democracias, y no parecen haberse lanzado al populismo o al autoritarismo”, argumentó cuando participó como candidato a la presidencia de su país.

En sus novelas ha pretendido mezclar realidad y fantasía y ha volcado su experiencia de escritor, en un contexto histórico. Así consigue que el lector recorra de la mano de sus protagonistas de ficción su azarosa y tormentosa relación y sea testigo de los cambios políticos y sociales de la segunda mitad del siglo XX. Perú en los años 50, París en los 60, nacimiento del movimiento hippie en Londres de los 70, Japón de las finanzas en los 80 o el Madrid de la “movida”.

La visión histórica del siglo XX a través de la novela: Memorias de una niña mala.

Susanna Tamaro


Novelista Italiana, nacida en Trieste en 1957.

Esta escritora se dio a conocer al gran público con un libro titulado Donde el corazón te lleve, novela intimista, monólogo epistolar que, a las puertas de la muerte, dirige a lo largo de unos días una abuela a su nieta, residente en América. De estas cartas emerge la historia de la familia, pero sobre todo  el descubrimiento del hecho de que, como una tara hereditaria, la infelicidad habitualmente sigue la línea femenina.

En unas declaraciones de suyas a El País en Marzo de 2005, desvela su pensamiento:

“El empobrecimiento del lenguaje, el culto al consumo, la crisis en la educación de las nuevas generaciones, la pobreza de las relaciones y el paso del tiempo" son algunos de los temas sobre los que escribe. La costura entre los distintos textos viene dada por una constante tensión entre la ciencia y la fe; la autora, apasionada por la botánica y la biología, muestra un conocimiento exhaustivo sobre estos temas, pero pone en cuestión la capacidad de la ciencia para explicar por completo la vida y el mundo.

Y reivindica la necesidad de dejar espacio para "el misterio". "La ciencia es un coche que nos lleva maravillosamente hasta cierto punto del camino. A partir de allí aparece el misterio, que nos lleva a una reflexión superior. Espero desvelar ese misterio con la muerte y confío en que no me decepcione", confiesa.

Mujer solitaria e introspectiva, agradece la posibilidad de comunicar pensamientos y sentimientos íntimos a través de la literatura. Y confía en que el libro "ayude a las personas a ser más críticas y a hacerse preguntas".

No hay comentarios:

Publicar un comentario