11 feb. 2014

El Juramento, de Agustín Mañero


La mirada firme, muy altanera,
ofrece a las gentes, el Campeador;
va a tomar juramento al rey, su señor,
en la iglesuela de Santa Gadea.

Se agolpan expectantes a su vera
todos los vecindarios de alrededor;
quieren ver al esforzado valedor
humillar a su rey de esta manera.

Alfonso VI el Bravo jura que no,
que no fue él quien mató a su hermano Sancho,
que no estaba presente cuando murió.


Que él no participó del zafarrancho
que en Zamora, Bellido Dolfos armó;
eso juró… y se quedó tan pancho.

Agustín Mañero
9 de noviembre de 2013 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada